Comentarios de marzo + BIBA Online Teaching (2)

Comentarios de marzo + BIBA Online Teaching (2)

Marzo no fue un buen mes para mi go. Perdí mi ritmo de estudio, tuve una experiencia no tan buena en BIBA Online, perdí la amplia mayoría de mis partidas, y llegué a la conclusión de que probablemente no voy a ir al WAGC este año. Vamos por partes.

Hasta hace poco, y desde al menos mitad de 2016, logré mantener un buen ritmo de estudio auto-guiado. Siempre lo hice a lo largo de los años, pero últimamente lo había perfeccionado al punto de costarme muy poco mantenerlo. Consistía en utilizar la técnica Pomodoro realizando entre tres y cuatro pomodoros por día, todos los días. En los fines de semana, a eso se agregaban las partidas jugadas, lo que en total sumaba unas doce a quince horas de dedicación semanal. Esto implicaba levantarme a las siete u ocho de la mañana de lunes a viernes para llevar a cabo los pomodoros (entre una hora y media y dos todos los días), antes de ir al trabajo.

Si bien suena como un gran sacrificio, había logrado incorporarlo a mi rutina sin mayores problemas, y lo disfrutaba. A mediados de febrero, y definitivamente, durante marzo, empecé a perder la capacidad de llevar a cabo la rutina. Todos los días me empecé a quedar dormido hasta las nueve de la mañana, a la tarde nunca tenía tiempo, y empecé a sentir una aversión a realizar esos pomodoros. Fue totalmente inexplicable, pero simplemente empecé a no poder hacerlos. Por suerte, a partir de hoy, creo que estoy empezando a revertir esto.

Por otro lado (y tal vez un poco para revertir esto que estaba empezando a suceder) en marzo me anoté al programa de BIBA Online Teaching. Llegando al final del mismo (mientras escribo espero mi partida final, un teaching game con Blackie), puedo decir que no fue una experiencia demasiado interesante. Tal vez en parte por mi estado mental durante el mes, no pude sacarle mucho provecho. Los reviews online no abarcaron todas las partidas jugadas, y tanto la sección de problemas de vida y muerte como las lectures semanales, no estaban integradas al resto del programa (las partidas y reviews). Básicamente, creo que lo único que realmente ofrecía el programa, a un precio muy alto, eran las reviews, algo que con clases particulares es mucho más explotable y más barato. De todos modos, hago un mea culpa de mi estado psicológico durante el mes, que evitó que lo disfrute y que hizo que perdiera varias partidas prácticamente ganadas.

Por último, el plan de ir al WAGC de este año, una idea que venía acariciando desde el año pasado, parece cada vez más lejana gracias a la organización del mismo, que anunció las fechas pero todavía no mandó la invitación oficial, a dos meses del evento. Organizar un viaje de tal magnitud, y conseguir pasajes económicos, en ese plazo, va a ser extremadamente difícil. Así, el que alguna vez fue el torneo amateur más importante para los jugadores occidentales, ahora está demostrando cada vez mayor informalidad, quedándose muy atrás del torneo europeo y norteamericano (que se anuncian un año antes) e incluso del iberoameriano, que este año, por ejemplo, ya está anunciado oficialmente para octubre.

Dejo un ejemplo de cómo perder una partida ganada, y la esperanza de tener un buen abril.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *